INICIO
    NOTICIAS
Presentan el nuevo Fórmula 2 que usarán a partir de la temporada 2018
31/08/2017


Se ha presentado en el paddock del circuito de Monza el nuevo monoplaza que la Fórmula 2 usará a partir de la temporada 2018. Diseñado por Dallara, el nuevo coche espera acercar a la categoría a la Fórmula 1 tanto visualmente -el coche pretende tomar prestados elementos de la máxima categoría- como a nivel técnico con varios cambios clave que deberían hacer que el manejo en el certamen se acerque más al que supone el objetivo de todos los jóvenes talentos. Se confirma que el coche usará Halo aunque la versión mostrada hoy no es aún la definitiva.

El nuevo monoplaza, develado por Charlie Whiting, Mario Isola, Ross Brawn y Bruno Michel para demostrar los nexos evidentes entre la Fórmula 2 y la Fórmula 1, luce varios elementos que lo acercan a la categoría reina en términos estéticos. Los alerones delantero y trasero beben de las actuales normativas de la Fórmula 1 a nivel visual y cuenta además con la presencia de una ‘ala de tiburón’, lo que fastidia las ilusiones de aquellos que esperaban que se dejara de usar a corto plazo. Finalmente, el nuevo Dallara de Fórmula 2 para 2018 ha sido presentado con el Halo, tal y como ya se esperaba.

También habrá cambios en lo que respecta a la motorización, algo que la Fórmula 2 -o mejor dicho su antecesora, la GP2- llevaba requiriendo desde hace años para acercarse a la Fórmula 1 puesto que su propulsor estaba desfasado a nivel tecnológico aunque su sonido era seguramente uno de los mayores atractivos de la categoría para los aficionados. El V6 turbo de 3.400 centímetros cúbicos que montará el coche tendrá una potencia aproximada de unos 620 caballos y proviene de los astilleros de Mecachrome, al igual que el propulsor usado en la categoría desde la temporada inicial en 2005 hasta 2017, aún a día de hoy.

Según ha explicado Isola, los test con el Fórmula 2 van a comenzar a lo largo de los próximos días y semanas y van a durar hasta final de temporada, lo que explicaría la ausencia de fotos filtradas hasta el momento. El coche no habría sido probado aún más allá de algún shakedown básico y es a partir de ahora, que empezarán las pruebas ‘de verdad’. Por ahora no se ha mencionado a ningún piloto en particular aunque la lógica dicta que campeones de GP2 recientes que estén disponibles podrían colaborar y es incluso posible que Charles Leclerc llegue a subirse al coche después de la última cita del año en Abu Dhabi si es él quien se lleva el título, como apuntan todas las quinielas.